Biografía de Nino Bravo

Capítulo 2: Tres años en la cima del mundo (1970 - 1973)

 

En 1969, el dúo formado por Nino Bravo y el compositor Manuel Alejandro se estrenó con las grabaciones "Como todos" y "Es el viento", y presentó en 1970 "No debo pensar en ti" al Festival de Barcelona, aunque ninguna de las canciones tuvo muy buena acogida. Las relaciones entre Nino y Manuel Alejandro pronto se enfrían, pero esto no supone una ruptura. El cantante recibió muy buenos consejos por parte del compositor; Nino comenzó a crearse una propia personalidad y a vestir de otra manera.

En julio de 1970, Nino Bravo actúa en la III Olimpiada de la Canción de Atenas como representante español con el tema "El adiós", obteniendo el cuarto puesto del certamen

Este éxito en Grecia sirve para que los directivos de Televisión Española se fijen en él como posible candidato al Festival de Eurovisión. Nino, junto con cantantes tan populares como Karina, Junior, Rocío Jurado, Jaime Morey, Conchita Márquez Piquer, Encarnita Polo, Dova o Los Mismos, participa en "Pasaporte a Dublín", un programa televisivo en el que se pretende elegir al representante español en el eurofestival. Durante todo el otoño, los protagonistas del espacio musical interpretan cada semana un estilo musical distinto, y Nino muestra su versatilidad para cantar cualquier tipo de canción ante toda la audiencia española. Finalmente sería Karina la vencedora, obteniendo Nino Bravo el segundo puesto.

En octubre de 1970 participa en el IV Festival Internacional de la Canción de Río de Janeiro (Brasil) con el tema "Elizabeth", compuesto por el Dúo Dinámico. En esta ocasión queda nuevamente en cuarto lugar, pero promete volver en posteriores ediciones del festival para intentar conquistar el primer puesto.

Tras su participación en el programa "Pasaporte a Dublín", el disco más reciente de Nino comienza a adquirir una gran popularidad. El tema estrella del sencillo, "Te quiero te quiero", guarda una historia muy peculiar: Augusto Algueró, su compositor, se lo entregó a Lola Flores para la película "Kuma Ching", pero los productores del film cambian la letra original y lo titulan como "La niña ahogada". Ante esta alteración de la composición original, Algueró se la ofrece a Raphael, quien la graba. Por esta época, Raphael tuvo un disgusto con su discográfica y la grabación se archivó. Algueró se la entregó a Nino Bravo, quien la convirtió en éxito mundial y la incluyó en su primer LP. Posteriormente, Carmen Sevilla, esposa de Augusto, grabaría esta canción para una película.

Con su primer LP, titulado precisamente "Te quiero, te quiero", Nino cosecha un gran éxito, consiguiendo por fin auparse a lo más alto de las listas: su sueño se había hecho realidad. "Te quiero te quiero" fue un auténtico bombazo en todo el mundo de habla hispana y sus discos se vendieron por millares.

Pero Nino no cosechaba éxitos únicamente en el plano profesional, sino también en el personal. El 20 de abril de 1971 contrae matrimonio con María Amparo Esther Martínez Gil, una joven a la que conoció en la mítica discoteca valenciana "Victor's", y de la que quedó instantáneamente prendado. Aunque únicamente se invita al enlace a las personas más allegadas para evitar a la prensa, dos corresponsales de la revista "Mundo Joven" logran enterarse de la noticia e irrumpir en la iglesia para obtener su exclusiva.

Nino y Mª Amparo pasan unos días en Gullar, cerca de Zaragoza, antes de partir a Canarias, donde el cantante participa como artista invitado en el Festival del Atlántico. En mayo de 1971 también participa en el Festival de la Rosa de Oro de Montreux (Suiza), en el que interpreta los temas "Como todos", "Te quiero te quiero" y "Puerta de amor".

Una vez publicado su segundo álbum, realiza su primera gran gira latinoamérica,  visitando la práctica totalidad de países: Colombia, Argentina, Venezuela, Argentina... En la mayoría es eufóricamente recibido y cosecha grandes éxitos.

Su llegada a Argentina fue sensacionalmente clamorosa, actuando en infinidad de shows televisivos de Canal 9. La anécdota de este viaje hubo de suceder en Bogotá (Colombia). Nino Bravo fue detenido en este país por culpa de una ley que obligaba a todos los artistas extranjeros a dar un concierto gratis en La Media Torta. El problema era que no sólo se obligaba a Nino a realizar la actuación, sino que debía pagar toda una orquesta, lo que suponía una importante pérdida económica. El asunto quedó zanjado tras pagar la multa impuesta por el gobierno colombiano. Dejando a un lado el incidente, Nino obtuvo un gran éxito en Sudamérica, tanto en sus actuaciones televisivas como en las galas que ofreció en el hotel Tequendama.

También en 1971 lanza otra de sus grandes canciones: "Noelia", un tema pop dramático compuesto por Augusto Algueró a la medida de la voz de Nino Bravo y en el que puede lucir sus tremendas facultades en el momento de mayor intensidad de la canción. El éxito del tema es tal que, tras publicarse la canción, hubo una auténtica explosión de bautizos con el nombre de Noelia.

El 24 de enero de 1972, la vida vuelve a sonreír al cantante valenciano: nace su primera hija, a la que bautizan con el mismo nombre que su madre, Amparo. Nino, hombre familiar por encima de todo, adora a su hija y no es difícil verle compartir juegos y caricias con la pequeña "nana", como él suele llamarla. El bautizo se realiza en la Iglesia Castrense de Santo Domingo (Valencia).

A principios de 1972 aparece el que sería el tercer LP de Nino Bravo, titulado "Un beso y una flor". De carácter marcadamente romántico, se trata de su álbum más personal hasta la fecha. El gran éxito que cosecha este nuevo disco propicia una nueva gira al otro lado del Atlántico, a la vez que se anuncian sus actuaciones por toda España.

Es en octubre de este mismo año cuando decide presentarse al V Festival Internacional de la Canción de Río de Janeiro. En su segunda incursión en este festival brasileño, Nino Bravo defiende "Mi tierra" como nunca antes lo había hecho, llega hasta la final, empata a puntos con el cantante David Clayton Thomas y... un "tongo" en la decisión del jurado le arrebata el premio. Al haber empatado con el representante estadounidense, el juez americano (que debía desempatar) tendría que haber otorgado a Nino su voto al estar prohibido votar al representante de su propio país. La injusticia hizo mella en Nino Bravo, que juraría no volver a participar en ningún otro festival.

A su vuelta a España se publica "Mi tierra", el cuarto LP de Nino Bravo que grabó antes de partir al Festival de Río.  Este nuevo disco contiene el hit "Libre", gracias al cual termina 1972 en lo más alto de las listas de éxitos. Aunque Nino Bravo no tuvo ninguna intención política al grabar esta canción, algunos regímenes latinoamericanos adoptaron el tema como uno de sus himnos. Y es que cada cual entiende las canciones a su manera...

A finales de 1972, Los Superson acompañan por vez primera  a Nino en un viaje al extranjero. Sería concretamente a Méjico, donde el intérprete de "Libre" realizaría algunas galas y grabaría varios programas para la televisión del país.

Nino Bravo comienza 1973 inmerso en la grabación del que sería su quinto álbum de estudio. Se traslada a Inglaterra para grabar la voz y la música a los temas que compondrían este nuevo LP. En marzo realiza una apoteósica gala en las valencianas festividades falleras. El Parador '73 se convirtió, sin que nadie lo supiera, en el escenario de la última actuación de Nino Bravo en su amada Valencia. Aquella noche, que muchos recuerdan con lágrimas en los ojos, el suelo acabó tapizado por rosas arrojadas por sus admiradores mientras el cantante interpretaba, por primera y única vez, el Himno Regional de Valencia.

 

Siguiente capítulo